Noticias del mundo satelital y espacial,
con énfasis en 🅼🆂🆂.

  • Falla afectó al sistema europeo de posicionamiento Galileo durante 7 días

    Los servicios de posicionamiento y temporización estuvieron fuera de servicio entre el 11 y el 17 de julio. El único servicio que se mantuvo operativo fue SAR (Search and Rescue), utilizado para detectar y rescatar personas en lugares aislados.

    La GSA (Global Navigation Satellite Systems Agency) anunció que los servicios iniciales de Galileo ya han sido restaurados. Los usuarios comerciales ya pueden ver signos de recuperación de los servicios de navegación y sincronización de Galileo, aunque pueden experimentarse algunas fluctuaciones hasta nuevo aviso, informó la agencia europea de GNSS.

    Preliminarmente, se cree que el incidente se habría originado en sistemas de base de tiempo llamado PTF, lo cual provocó mal funcionamiento del equipamiento en los centros de control de Galileo en Alemania e Italia que generan el efeméride, vale decir las predicciones de órbita, que a su vez se utilizan para que los terminales calculen su posición.

    Una vez detectada la falla, gracias a comparación con otros GNSS como GPS, se dejó de alimentar el efeméride a través de los satélites, con lo cual el servicio de posicionamiento quedó inoperante, aunque los satélites continuaron bajo control, detectables por terminales y capaces de entregar otros servicios, incluyendo SAR.

    Un equipo compuesto por expertos de GSA, la industria, la Agencia Espacial Europea y la Comisión Europea trabajaron juntos continuamente durante la falla para abordar el incidente. El equipo está supervisando la calidad de los servicios de Galileo para restaurar la sincronización y navegación a sus niveles nominales.

    GSA informó que establecerá una comisión de Investigación Independiente para identificar las causas de raíz del incidente mayor. Esto permitirá a la Comisión, como gerente del programa, junto con la Agencia GSA de la Unión Europea, extraer lecciones.

    Galileo proporciona “servicios iniciales” desde diciembre de 2016. Durante esta fase inicial “piloto” que precede a la fase de “servicios operacionales completos”, las señales de Galileo se utilizan en combinación con otros sistemas de navegación por satélite, lo que permite la detección de problemas técnicos antes de que el sistema se declare totalmente operacional. En la fase operativa completa, Galileo debería funcionar independientemente de otros sistemas de navegación por satélite, pero la existencia de varios en paralelo da lugar a redundancia que incrementa la continuidad operativa total para usuarios combinados de GPS, Glonass y Galileo.

    Parte de esta información fue recopilada por nuestros amigos de Latam Satelital, los detalles más técnicos vienen de Inside GNSS.

    No hay comentarios: