Noticias del mundo satelital y espacial,
con énfasis en 🅼🆂🆂.

  • Se concreta compra de Inmarsat por Bidco

    Tras un largo pero necesario proceso que necesitaba múltiples aprobaciones, Inmarsat anunció al abrir la EMEA Regional Conference hoy en Barcelona que se ha aceptado y dado curso a la oferta de compra presentada por el consorcio Triton Bidco.

    La compra, por US$3400 millones, permitirá a Inmarsat avanzar en su plan de inversión y volver a ser una compañía totalmente privada. Considerando el valor de su recurso mas importante: el espectro radioeléctrico en banda L armonizado a nivel mundial, el precio no ha sido alto.

    En un escueto comunicado oficial, la compañía con base en Londres expresó que "Inmarsat y Bidco se complacen en anunciar que, luego de la entrega de la orden judicial al Registrador de Empresas hoy, el esquema ahora ha entrado en vigencia de acuerdo con sus términos y todo el capital accionario emitido y por emitir de Inmarsat ahora es propiedad de Bidco".

    Como resultado de la operación, Inmarsat a partir de mañana jueves no estará en el listado de acciones transables en la Bolsa de Londres.

    Inmarsat, que tiene su sede en la rotonda de Old Street con vista al distrito tecnológico de Londres, fue fundada como una empresa de seguridad marina por la ONU en la década de los '70. Para 2005, las compañías satelitales estaban generando enormes cantidades de efectivo a partir de contratos a largo plazo para entregar conectividad a medios de comunicación, compañías de telefonía móvil y, en el caso de la compañía del Reino Unido, barcos, aviones y soldados en áreas remotas.

    Análisis:

    En los últimos años, los consorcios dueños de constelaciones satelitales han quemado capital al lanzar nuevos satélites para proporcionar servicios de mayor ancho de banda, mientras que también surgió una mayor competencia de los grupos de telecomunicaciones y rivales iniciales como OneWeb respaldado por SoftBank, O3b respaldada por Google (ahora parte de SES) y StarLink de Elon Musk. Las nuevas oportunidades de crecimiento, como el WiFi en vuelo, no han logrado compensar la pérdida de mayores ingresos para los proveedores establecidos, generando incertidumbre tanto en relación a proyectos establecidos como nuevos. En este contexto, la venta de Inmarsat se puede interpretar como una señal positiva para la industria.

    Otras noticias desde la conferencia:

    Adicional a la confirmación del anuncio de compra, la empresa presentó las ventajas que traerá a su red GX de banda Ka el lanzamiento hace pocos días del GX-5, y de satélites que vendrán en los próximos años para complementar los actuales. Inmarsat también aprovechó la ocasión para lanzar Fleet LTE, un servicio inicialmente disponible en el Mar del Norte, que usa la constelación satelital combinada de servicios en banda L, Ka y redes LTE/4G para asegurar conectividad continua a bordo de embarcaciones, mediante un servicio llave-en-mano totalmente administrado por Inmarsat y Tampnet.

    Fuentes: Bloomberg, Morning Star, FT y Globalsat.

    No hay comentarios: